Festival de San Sebastián 2015 | Día 1

Nuestro primer día de nuestro primer festival de cine. Y encima dicho festival es el de San Sebastián, uno de los más importantes del mundo. Como para que el agobio y los nervios no se apoderaran de nosotros. Tras un día anterior que consistió en situarse y volver a hacer malabares con el horario, hoy nos hemos levantado con las ansias del niño que no espera a sus padres para bajar y avalanzarse sobre los regalos que le ha traído Papa Noel. Queríamos empezar cuanto antes, y así hemos hecho: con la cara propia de aquellos que madrugan, y con café en mano, nos presentamos en la primera de las muchas colas que nos va a tocar hacer en este 63 Festival de San Sebastián. Y con mucho gusto. A continuación, y con la emoción de saber que todavía queda todo por ver, tenéis las películas que hemos visto en este primer día; nos las hemos repartido a buena fe, como hemos querido y podido (por horarios). Subimos oficialmente el telón de nuestra primera cobertura al Festival de San Sebastián.

1280x720-hD_

REGRESIÓN

por Daniblacksmoke

Alejandro Amenábar inauguraba este viernes la 63 edición del Festival de Cine de San Sebastián con Regresión (Regression, 2015), seis años después de su decepcionante Ágora (íd., 2009). El tema principal de la película me parece bastante interesante, y no me refiero al satanismo per se sino al que le da el titulo a la propia cinta: la regresión parapsicológica. El tema, aunque interese, es poco inviable de realizar sin caer en lo tramposo, y otra cosa no pero el guión lo es constantemente. Lo mejor de Regresión es su atmósfera, y es que estamos ante unas de las obras más perturbadoras y angustiosas de lo que llevamos de año. Esto último ayuda el hecho de que la película cumpla con creces en el apartado técnico, hasta noto a un Amenábar más maduro en algunas secuencias a pesar de que en la gran mayoría caiga en lo cliché y efectista. El reparto no es para tirar cohetes (en teoría sí, pero en la práctica no demasiado). Ethan Hawke sabe lo que tiene que hacer y lleva adelante un correcto protagonista, David Thewlis sorprende como alivio cómico y Emma Watson, aun saliendo tan poco en la cinta -lo contrario de lo que intentan hacer creer al público general con el marketing-, puede llegar a cansar con sus lloriqueos y caras de pena, aunque no es un personaje que dé para muchos más registros. En líneas generales, una película correcta pero con fallos notables y si ibas con ciertas expectativas puede que sea inevitable que te acabe por decepcionar. Me sorprende el giro de guión (el que resuelve el caso) y le aplaudo por ello, aunque entiendo que a muchos se le caiga por completo la cinta con dicho giro. Creo que el público general la va a disfrutar bastante y la va a vivir con el corazón en un puño.

389232

PIKADERO

por Daniblacksmoke

La sección Nuev@s Director@s del Zinemaldia tiene como objetivo el mostrar las óperas primas (o segundos largometrajes) de directores y que nos apuntemos los nombres de aquellos que seguro darán que hablar en un futuro próximo. Este es el caso de Pikadero (íd., 2015), el prometedor debut de Ben Sherrock, un director escocés que se estrena con un largometraje rodado en euskera. El estilo de Sherrock recuerda a Wes Anderson, aunque sin tantos artificios y creando un ambiente más intimista con su estilo propio. La historia está llena de verdad, una realidad que lamentablemente se encuentra bastante presente en nuestra actualidad y es lo que más está a su favor. A pesar de que se podría haber ido al drama facilón, el guión (del propio Sherrock) le aporta una comicidad bastante efectiva, de hecho, es la clave de la película. Con los divertidos momentos cómicos hace más amena una cinta que puede que se alargue en exceso, y eso que solo dura noventa minutos. Una obra bastante recomendable que para bien o mal ha sido lo mejor que he visto esta primera jornada en Donostia.

the-assassin-cannes-film-festival-3

THE ASSASSIN

por Daniel Escaners

Se me hace difícil englobar en una opinión conjunta lo que me ha parecido The Assassin (刺客聶隱娘, 2015). Ante la pregunta “¿Te ha gustado?” tendría que especificar la división de mi parecer en dos apartados: lo visual y lo argumental. Esto se debe a que no considero que sea una película demasiado estimulante en cuanto a la trama se refiere, pero sí tildaría de (casi) imprescindible su visionado de cara al disfrute de un apartado artístico que roza lo sublime. Se nota que hay un gran director detrás (Hou Hsiao-hsien, que ganó en Cannes), ni tapándose los ojos se puede negar lo evidente, pero sería mentir deciros que no me he aburrido viéndola. O aburrido ligeramente. Sin embargo, los créditos finales me han asaltado cuando creía que todavía quedaba una hora de metraje, negándome la por entonces sensación de que se me estaba empezando a hacer larga. Mi cara de desconcierto me invita y prácticamente obliga a considerar a The Assassin como una experiencia interesante. Y lo es. Una de esas películas que se te quedan en la cabeza.

cinema-movil-truman

TRUMAN

por Daniel Escaners

Después del visionado de películas tan intensas (para bien o para mal) como Regresión o, sobre todo, The Assassin, agradezco haberme topado con una entrañable comedia como la que nos ocupa. Truman (íd., 2015), con Ricardo Darín y Javier Cámara de protagonistas, parte de una premisa dramática para desarrollar el reencuentro entre dos amigos, uno enfermo de cáncer, y sus vivencias a lo largo de cuatro decisivos días. La dirección de Cesc Gay es muy básica y la comedia en general no aporta nada ni brilla especialmente en algún punto en concreto, pero eso no le impide ser una película que se ve con gusto, con una sonrisa en la boca y con la emocionante sensación de que el guión puede sacarte tanto una carcajada como una lágrima. Es un film que funciona; muy merecido el gran aplauso que se llevó al final de la proyección. El mío fue, por encima de todo, a la pareja de intérpretes, en especial al carismático y genial Ricardo Darín. Nunca está mal reconocer en alto el talento y oficio de aquellos que valen la pena.

64a078a0ad5afcf566ca3f6a5c7acef1

IN THE ROOM

por Daniblacksmoke

En In the Room (íd., 2015) no contamos con un protagonista claramente definido, bueno, sí que lo hay: es la propia habitación, que da titulo a la película. La habitación 27 del Hotel Singapura es la elegida por el director Eric Khoo para contar distintos tipos de historias y poder englobarlas (con la excusa de la habitación) en una sola película. Para ello va haciendo un viaje cronológico por distintas décadas donde somos testigos de todas las personas e historias que traen consigo. Estas son muy diferentes entre sí, considerándolas de un género cada una. Algunas son bastante decentes y llegan a transmitirte algo mientras que otras rozan lo ridículo creando situaciones marcianas. Me saca bastante de la película el que haya un “hilo narrativo” que una la mayoría de las historias (el compositor y la limpiadora), que da bastante grima y vergüenza ajena. La otra historia que se va completando a lo largo de las décadas sí que funciona. In the Room es una obra curiosa y mi cómputo final es positivo, aunque está a años luz de otras películas con esta estructura episódica; sin ir más lejos, en la pasada edición del Festival de San Sebastián se pudo ver la muy superior Relatos Salvajes (íd., 2014).

Comentarios